Todos los instrumentos de ViolinArt son ajustados y probados en nuestro taller.

Fabricación y ajuste garantizados. Cuentan con un puente Aubert o similar, un alma y unas clavijas perfectamente ajustados, con la cejilla superior y el diapasón corregidos. El ajuste es fundamental y tiene la finalidad de que el instrumento suene muy bien y quede cómodo de tocarse. Es preciso decir que con un instrumento bien ajustado se facilita el proceso de enseñanza-aprendizaje y viceversa: un instrumento mal ajustado puede hacer más difíciles los progresos.